Higiene para niños: Crear hábitos sanos.| Lysol ®
Breadcrumbs

5 consejos para crear hábitos sanos para la vida

Enseñar hábitos sanos de vida significa empezar desde una etapa temprana. Desgraciadamente, la higiene no es una prioridad para los niños. Pero no te rindas tan fácil. La higiene no sólo es sobre mantener apariencias, es una forma activa de prevenir virus y bacterias. Un niño más limpio es un niño más sano, así que es importante enseñarle las cosas básicas. Lee estos consejos para empezar a crear hábitos de vina sanos para tus hijos, hoy mismo:

  1. Las manos: Lo primero que debe saber tu niño es la importancia de lavarse las manos. La mayoría del tiempo, ni siquiera te das cuenta cuán activas están las manos durante el día, abriendo puertas, presionando el botón del baño, tocando tu tableta o teléfono, etc. Cada actividad implica el uso de tus manos y de alguna forma esparces gérmenes. Enséñale a tu niño a lavarse las manos luego de ir al baño, antes de las comidas y luego de jugar afuera para así reducir el riesgo de esparcir bacterias. Una buena idea es  Lysol® Touch Touch of Foam y los jabones líquidos para manos, para que tu familia nunca más tenga que tocar un jabón repleto de bacterias.
  2. La limpieza luego de usar el orinal del niño: haz una marca en la pared del baño debajo del rollo de papel para enseñarle a tu hijo cuál es la cantidad necesaria de papel que se debe usar. Y asegúrate de recordarle que el trabajo no está listo hasta que la última pasada con el papel lo devuelve bien seco. Muchos niños tienen problemas al enfrentarse con este paso, es por eso que nunca deben sentirse avergonzados. Lo más importante es que nunca piensen que es algo grosero, si tú te avergüenzas, él también lo hará.
  3. Cuidado del cabello: Aunque no hay necesidad de lavarle el cabello a tus niños todos los días (esto puede hacer que se les seque el pelo y se produzca caspa), es importante que lo cepillen y se lo corten con frecuencia. Muchos niños odian cepillarse el pelo. Pero cepillarlo también ayuda a que se vayan las células muertas de la piel.
  4. Sonríe: Los padres deberían lavar los dientes de los niños pequeños para lograr que de a poco lo hagan ellos alrededor de los 5 o 6 años. Trata de cantar una canción mientras les lavas los dientes para que tu niño aprenda durante cuánto tiempo se debe lavar los dientes. Los niños más grandes también deben saber cómo lavarse bien los dientes. Y no dejes la lengua a un lado, también es importante cepillar la lengua y las mejillas. 
  5. Agua pato cuando toman un baño: Haz que el momento de tomar un baño sea divertido al darles juguetes y productos coloridos para que disfruten del baño.